El otoño se viste de arte


El Pais

  • Un repaso a las próximas exposiciones en los museos y galerías más importantes del país

Vuelve septiembre, y con él la vuelta al trabajo y a los colegios. Las galerías y museos más importantes del país también se renuevan en vistas al comienzo del nuevo curso. Cada casa de arte saca en esta época el as de la manga que se había guardado, que servirá como carta de presentación de sus colecciones y exposiciones temporales durante el año.

Museo del Prado: El plato fuerte que presenta esta temporada el museo es la exposición temporal El joven Van Dyck, que profundiza en las obras pintadas por el renombrado artista flamenco antes de partir de Amberes a Londres a finales de 1620, periodo durante el que el joven Van Dyck trabajó al servicio de Rubens. Del 20 de noviembre al 3 de marzo de 2013.

A partir del 30 de octubre también se podrá visitar en el museo la muestra de paisajes que Martín Rico (1833-1908) uno de los artistas más relevantes del panorama artístico de la segunda mitad del siglo en España y pionero en la introducción del paisaje realista en este país. Los 12 óleos y 40 cuadernos del artista componen la exposición más amplia que se ha elaborado nunca sobre el pintor madrileño. Con Martín Rico el Prado continúa con su línea de recuperación y puesta en valor de los principales maestros de la pintura española del siglo XIX. Del 30 de octubre al 10 de febrero.

Museo Reina Sofía: A partir de este mes, la pinacoteca apuesta por Fluxus to the peole, un homenaje al movimiento fluxus, que este año cumple medio siglo desde que el artista George Maciunas lo impulsara en Wiesbaden (Alemania) en 1962. Su precursor ya se declaró contra el objeto artístico tradicional como mercancía, proclamándose a sí mismo como “el antiarte”. El movimiento, que ha ocupado un lugar secundario en las narraciones del arte contemporáneo, se sitúa en un espacio superficial entre crítica institucional, arte conceptual y performance.

El programa multidisciplinar, que se presentará a partir del próximo 21 de septiembre en el museo, aproximará al público a uno de los movimientos artísticos, musicales y literarios más importantes surgidos desde la década de los sesenta. En las actividades previstas para el 21 y 22 de septiembre, los asistentes podrán, por un lado, participar en las Fluxolimpiadas (Patio de Nouvel), que incluirán diferentes juegos de carácter deportivo; y en los Eventos de Calle (Claustro y primera planta, Edificio Sabatini), realizados por el Equipo Joven del Museo, consistentes en representar acciones cotidianas de nuestra vida diaria que pasan desapercibidas.

Museo Thyssen-Bornemisza: Después de tres meses, la exposición de Hopper dice adiós en el Thyssen y pasa el relevo a otro de los grandes artistas de finales del XIX y principios del XX, Paul Gauguin. El museo recupera la obra del artista francés en la etapa de su huida a Tahití, donde recuperó el primitivismo a través del exotismo. Este es precisamente el hilo conductor de Gauguin y el viaje a lo exótico, una amplia selección que descubre de qué forma el viaje hacia mundos supuestamente más auténticos produjo una transformación del lenguaje creativo, y en qué medida esta experiencia condicionó la transformación del modernismo.

El itinerario que propone Paloma Alarcó, jefe de Conservación de Pintura Moderna del museo Thyssen-Bornemisza y comisaria de la muestra, mostrará al visitante los frutos de las exploraciones artísticas de Gauguin, Matisse, Kandinsky, Klee o Macke, entre otros, así como la impronta de Gauguin en los expresionistas alemanes y los fauves franceses, poniendo así de manifiesto cómo la figura de Gauguin se alza como el creador de un nuevo canon exótico que sirvió de arranque de los lenguajes de la modernidad de las primeras décadas del siglo XX.

CAC Málaga: El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga apuesta esta temporada por dos artistas que ahondan en la fotografía, la instalación y la reinterpretación de la obra clásica: Por un lado, el brasileño Vik Muniz (del 4 de septiembre al 2 de diciembre) presenta, en más de 100 fotografías, escenas cotidianas, rostros de famosos y personas anónimas. El artista juega con la imaginación del espectador y emplea en sus trabajos materiales nada convencionales. La Gioconda de Leonardo Da Vinci o la Medusa Marinara de Caravaggio vistas como nunca antes.

Erwin Wurm: (Del 21 de septiembre al 11 de noviembre). La instalación, pieza central de la exposición, estará en el espacio central (sala 2) del centro. Las esculturas estarán en el espacio proyectos, en el que también se instalará una pantalla con un video. El otro vídeo se verá en el espacio 5 del centro.

Fundación Juan March: Bajo el nombre La isla del tesoro, la exposición que alberga la casa March contiene una muestra de 180 piezas –pinturas, esculturas, obra sobre papel, libros, revistas y fotografías– realizadas por más de un centenar de artistas procedentes de diversas instituciones europeas, principalmente británicas. Todo ese caudal de obras, que abraza más de cinco siglos, está organizado en siete apartados: desde ejemplos de escultura religiosa dañada por los iconoclastas puritanos durante la Reforma, hasta las piezas Pop de Blake o Hamilton, el conceptualismo de un Richard Long o la emblemática escultura de Toni Cragg. Del 5 de octubre al 20 de enero.

Centro de Arte Dos de Mayo: hasta el mes de noviembre el centro no renovará las dos exposiciones que ocupan desde junio las salas del espacio:

Contarlo todo sin saber cómo:Se presenta en un doble formato expositivo. Por un lado tenemos la exposición en los espacios del CA2M, con obras que incorporan posibilidades narrativas y cuestionan el cómo explicar, y por el otro una novela escrita por el comisario del proyecto, Martí Manen. Hasta el 11 de noviembre.

Madrid Subterráneo: Los descampados, los materiales de construcción, las capas de la ciudad abandonadas en su proceso mismo de crecimiento o lo que hay bajo el suelo, son algunos de los temas que la artista zaragozana Lara Almarcegui ha tratado en su trabajo y que aquí se presentan como una contextualización retrospectiva de la obra realizada específicamente para el CA2M, hasta el 28 de octubre.

MARCO de VIGO: Tampoco en el Museo de Arte Contemporáneo de Vigo se renuevan las exposiciones en septiembre, sino que se conservan las que ya estaban desde principios de verano, donde tiene cabida un espacio dedicado a la arquitectura: ‘Hotel MARCO’, proyecto del artista Michael Lin y rvr arquitectos, que consiste en transformar una sala de exposiciones del MARCO, en un cuarto de hotel con distintos usos que se entiende como lugar de intercambio social e como una suerte de “práctica artística que toma como punto teórico y práctico un todo de las relaciones humanas y su contexto social. Hasta el 31 de octubre.

Museo de Arte Contemporáneo ESTEBAN VICENTE: La muestra Esteban Vicente: pinturas, juguetes, obra gráfica presenta aspectos menos conocidos o inéditos de la producción del artista en su etapa americana: una sección dedicada a la producción gráfica, una obra textil y catorce pequeñas esculturas o juguetes que no se mostraban desde hace una década. Además se incluye una selección de pinturas y dibujos de la colección permanente estableciendo un diálogo con los juguetes. Hasta el 30 de diciembre.

El Museo Picasso Málaga se adentra en el terreno de lo exagerado, deforme e incluso lo incongruente del arte con la exposición El factor grotesco, una muestra comisariada por José Lebrero Stals, director artístico de la pinacoteca, que abordará el significado y la evolución de esta categoría estética en diferentes momentos de la historia del arte occidental. La exposición contiene 280 obras de Leonardo da Vinci, Francisco de Goya, James Ensor, Paul Klee, Pablo Picasso, Otto Dix, Willem de Kooning o Francis Bacon entre otros. Del 22 de octubre al 10 de febrero de 2013.

MACBA: Habrá que esperar hasta el 26 de septiembre para conocer el programa definitivo del Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona. Por el momento podemos adelantar que a partir de octubre (la fecha exacta no está aún confirmada) se podrá visitar la exposición Pages, de los artistas Nasrin Tabatabai y Babak Afrassiabi. El dúo de creadores desarrollan en esta obra su interés por las condiciones históricamente no resueltas de la modernidad. El proyecto parte de dos archivos relacionados con la colección de arte moderno occidental del Museo de Arte.

Anuncios

Paseo por el Manhattan insólito


El Mundo

  • ‘Manhattan, uso mixto’ muestra una Gran Manzana no apta para turistas tópicos
  • La exposición estará en el Reina Sofía de Madrid hasta el 27 de septiembre

Un puzle de 400 imágenes que muestran un Manhattan no apto para turistas tópicos, ‘Manhattan, uso mixto’ refleja en palabras de Manuel Borja-Villel, director del Museo Reina Sofía, la ciudad que representa “el equivalente a esos espacios parisinos del siglo XIX de los que hablaba Walter Benjamin”. Unos espacios heredados del pasado que continúan en pie en el presente y para los que artistas de toda naturaleza han encontrado nuevos usos.

Lejos de la estética de postal y el afán documental, “se trata de una fotografía basada en el diálogo, de artefactos que se convierten en arte”, afirma una de las comisarias de la muestra, Lynne Cooke.

La exposición incluye artistas que trabajaron desde finales de los años 70, “un momento muy especial en Nueva York”, según Cooke, y que coincide con la desindustrialización de la ciudad, hasta otros contemporáneos, “que continúan con el sistema de trabajo en series que caracterizó la fotografía conceptual de sus antecesores”, desvela Douglas Crimp, el otro encargado de comisariar la exhibición.

Paseantes y mirones

Las fotografías trazan trayectorias atípicas, muestran “usos no autorizados”, comenta Crimp, de los espacios públicos de la ciudad. Desde la serie nocturna de Peter Hujar, tomada en 1976 a lo largo de las calles comprendidas entre el Meatpacking District (repleto por entonces de bares underground y clubes de homosexuales) y el Financial District, hasta el retrato del deterioro del East Broadway capturado por el objetivo de Christopher Wool en sus paseos diarios hacia su estudio de pintura.

Otros artistas huyen del retrato paisajístico para ensimismarse en los pequeños detalles que desvelan la personalidad de su ciudad. Ejemplos de ello son la serie ‘Bubblegum’ (‘Chicle’), de Zoe Leonard, que muestra los chicles pegados en el pavimento, hasta los quioscos regentados por paquistaníes que obsesivamente fotografiaba Moyra Davey en 1994.

Menos prosaicas resultan las obras de Stefan Brecht, de quien se exhibe un libro de poesías sobreimpresas sobre imágenes de la agrietada acera del Hotel Chelsea, hasta los oníricos fotogramas en los que Cindy Sherman encarna diferentes papeles en escenarios desolados. Entre ellos, los muelles del Hudson en los que su coetáneo Alvin Baltrop reflejó los encuentros sexuales entre hombres que allí tenían lugar en su colección ‘Day’s End’.

Iconos subvertidos

Aunque abundan los escenarios más recónditos de la ‘city’, la muestra no obvia las imágenes más icónicas. Desde las fotografías extraídas de un vídeo de Steve McQueen que retrata la Estatua de la Libertad desde un helicóptero, “la obra más reciente de las expuestas”, destacaba Cooke, hasta los famosos depósitos de agua (Bernd y Hilla Becher, 1988), “un ejemplo de arqueología urbana o industrial”, explicó la comisaria.

Una de las instalaciones más llamativas tiene como protagonista a Central Park. Concebida por el artista Donald Moffet, utiliza un lienzo sobre el que se proyecta un vídeo de ‘The Ramble’ (una zona, una vez más, frecuentada por homosexuales), de manera que el resultado final se asemeja a una pintura en la que las hojas de los árboles son movidas por el viento.

Los hombres-pancarta y las manifestaciones, otra imagen recurrente de la ciudad, protagonizan la serie de diapositivas de Sharon Hayes (2005), instalada en una sala en las que nueve proyectores disparan sobre la pared hasta 729 instantáneas sobre la ciudad ‘In the near future’ (‘En un futuro cercano’).


‘Manhattan, uso mixto’. Museo Reina Sofía (Edificio Sabatini). Del 9 de junio al 27 de septiembre