Descubren restos de calzada colonial en Campeche


INAH

Se trata de un muro de mampostería que data de 1732, y corre paralelo a la Puerta de Tierra de esa ciudad histórica fortificada.

Restos de calzada

Restos de calzada

Arquitectura militar

DESCUBREN RESTOS DE CALZADA COLONIAL EN CAMPECHE

– Se trata de un muro de mampostería que data de 1732, y corre paralelo a la Puerta de Tierra de esa ciudad histórica fortificada

– Dicha pared formaba parte de una antigua calzada que estuvo flanqueada por muros, que hace más de 250 años daba acceso a San Román, un barrio novohispano

Especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH-Conaculta) descubrieron un muro de mampostería, que formaba parte de una antigua calzada que corría paralela a la muralla de la Puerta de Tierra, y que hace más de 250 años daba acceso a San Román, uno de los barrios coloniales ubicados en lo que hoy es el estado de Campeche.

El hallazgo tuvo lugar hace unas semanas, durante una inspección arqueológica realizada en el jardín de dicho monumento histórico, donde se trabaja en la colocación de unas zapatas o bases para postes de iluminación; labores efectuadas por la Secretaría de Desarrollo Urbano y Obras Públicas del gobierno estatal, y supervisadas por personal del Centro INAH en la entidad.

De acuerdo con Heber Ojeda Mas, arqueólogo responsable del salvamento arqueológico, se trata de un muro de mampostería de 1 m de altura y 60 cm de grosor, que se halló asociado a varias capas estratigráficas (de tierra) de los siglos XVII al XX, donde también se encontraron algunos fragmentos de cerámica.

“Esta construcción —que se observa parcialmente—, cuya parte superior fue localizada a unos 50 centímetros del nivel del suelo, se ubica a 30 metros de distancia de la Puerta de Tierra, cerca de la banqueta de la avenida Circuito Baluartes.

“Tras el hallazgo de un segmento del muro, se continuó con la excavación —aproximadamente 6 metros—  para conocer un poco más de su trayectoria, y nos percatamos que seguía prolongándose en el subsuelo; además se encontró un desagüe que en la época colonial impedía la acumulación del agua de lluvia”, abundó el arqueólogo.

Añadió que mediante la realización de una cala en forma transversal, hecha en el área del hallazgo, se detectó otro muro enfrente, y con ello se pudo determinar que se trata de una antigua calzada de 5.80 m de ancho, la cual estuvo flanqueada por ambas paredes de mampostería; “se trata de un sendero cuyos orígenes se remontan al siglo XVIII y del cual ya no se tenía memoria”, refirió Ojeda Mas.

El investigador del INAH indicó que para confirmar lo anterior revisaron diversas fuentes históricas referentes a esta región de Campeche, entre ellos los correspondientes a los informes de Don Antonio de Figueroa y Silva, quien realizó el proyecto y edificación de la Puerta de Tierra.

“Fue en 1732 que Antonio de Figueroa pudo comunicar al rey que había llevado a cabo unas reformas al acceso de la plaza; para ese momento la Puerta de Tierra había sido dotada de dos alojamientos de bóveda con sus parapetos y cañoneras, además se le había hecho un revellín y un foso que llegaba a los baluartes de San Juan y San Francisco.

“Además este personaje describe que le había hecho tres calzadas paralelas a la línea de la muralla, dos a los lados, para el tránsito hacia San Román y San Francisco, y la tercera hacia el interior, todas ellas con el correspondiente relleno de tierra y sistema de desagüe”, comentó el investigador del Centro INAH-Campeche.

Otra fuente documental donde se hace referencia a estas tres calzadas, añadió Heber Ojeda, es un plano de 1734, remitido al gobernador Don Juan de Fernández Sabariego, donde se puede observar la Puerta de Tierra, así como las calzadas que conducen a San Román, San Francisco y Santa Ana, con lo que se pudo determinar que para ese año la construcción de estos senderos ya había concluido.

Una referencia más es el plano de la Plaza de San Francisco Campeche del año 1789, firmado por el ingeniero Rafael Llobet, explicó Heber Ojeda.

El arqueólogo comentó que en lo que toca a los fragmentos de materiales hallados junto al muro excavado, se trata de vasijas de cerámica mayólica, rojo colonial y barro vidriado de los siglos XVII al XIX, loza fina blanca nacional y europea que corresponden al XIX, y algunos restos de objetos de barro del XX.

“Dada la importancia de este hallazgo vamos a proponer un proyecto integral de recuperación de la calzada, encaminado a registrar sus características arquitectónicas, saber si tiene algunas modificaciones respecto al diseño original y asegurar su conservación”, abundó el especialista del INAH.

“Hay muchos datos históricos de Campeche que están perdidos y quizá la única forma de recuperarlos es con este tipo de hallazgos, que nos permiten inferir que fue lo que sucedió alrededor de la muralla de la Puerta de Tierra”, concluyó Heber Ojeda.