Al Capone


RESUMEN DE LA VIDA

Al Capone fue un gangster americano nacido en Italia y criado en Nueva York. Su apodo era ” Caracortada ” por una cicatriz que tenía en la cara.

La época en la que nació era la época en la que se prohibió la venta y consumo de alcohol.

En la década de los años 20 se hizo cargo de la organización de gángsteres de Johnny Torrio, dedicándose al tráfico de bebidas alcohólicas, al juego ilegal y a la prostitución.

El día que comenzó la prohibición de alcohol en Estados Unidos fue el 16 de enero de 1920, en el que quedaba oficialmente prohibido beber cerveza, vino, etc…

Esto supone un problema para la policía ya que la gente que ha almacenado alcohol para uso personal debe trasladarlo a sus residencias particulares.

El 13 de junio de 1920 se veía que había una gran ventaja; las resacas se reducían pero, aún así, era una verdadera pesadilla para las fuerzas del orden.

Al Capone eliminó a toda la gente que intentó cruzarse en su camino de gloria pero éste hizo colmar el vaso de los agentes federales con la ” Matanza de San Valentín ” en 1929, en la que siete gángsteres de Chicago han sido asesinados por la banda de Al Capone; la policía cree que las victimas eran de la banda de George Bugsy Moran.

Es una guerra sin tregua más de la mitad del cuerpo de policía estaba siendo investigado por una supuesta sospecha.

En 1931 fue acusado de evasión de impuestos y fue condenado a 11 años de cárcel.

Por último en 1939 salió de la cárcel en libertad condicional y pasó el resto de su vida enfermo en su mansión de Florida.

LA LEY SECA

A causa de esta ley, Chicago se hizo famosa por el contrabando de licores y por enfrentamientos entre gángsteres. Entre estos destacó Al Capone.

Esta ley es el tema más discutido entre los años 20 y 32, donde la prohibición de la fabricación y venta de bebidas alcohólicas fue origen de un periodo de violencia.

En 1929 la Comisión Presidencial declaró que la Ley Seca había sido un fracaso.

Ahora explicaré un hecho que sucedió el 20 de septiembre de 1926:

Al Capone salió malherido este mediodía cuando una banda rival abrió fuego contra su cuartel general.

Uno de los hombres de Al Capone salió ileso y una mujer también.

Pero, claro, como todos sabían, Al Capone no se iba a quedar con los brazos cruzados. El ataque, encima, fue realizado por la banda rival de Al Capone con Dion O’Banion como cabecilla.

Cicero, que era el lugar donde se encontraba este cuartel general, demostró una vez más que era el barrio más duro de EE.UU., ya que era conocido hasta entonces por sus burdeles y salas de juego”.


El verdadero intocable


El Mundo Deportivo

La estrella del fútbol americano Bill Gardner fue uno de los elegidos por Eliot Ness para enfrentarse a Al Capone

Las películas, aunque sean excelentes, suelen distorsionar la realidad. ‘Los intocables’, el ejercicio de estilo con el que el director Brian de Palma relató la lucha de Eliot Ness contra la mafia de Chicago conducida por Al Capone en 1930, durante la llamada Ley Seca, poco tiene que ver con la realidad. Los auténticos Intocables no eran cuatro, como en el celuloide, sino un grupo de 11 hombres llamados así por ser incorruptibles e insobornables, dirigidos por Ness, entre los que había militares, investigadores privados o un guardia del corredor de la muerte en Sing Sing.

El más viejo de todos ellos, rondando los 50 años, y el más imponente, con su 1,83 m. y 80 kg. de puro músculo, era una estrella del fútbol americano llamado Bill Gardner.

A Gardner se le considera uno de los deportistas más grandes de su época, a la altura del legendario Jim Thorpe. Como éste era de origen indio, hijo de un padre blanco y de una madre Chippewa. Nacido en 1884 en una reserva de Dakota del Norte, cursó estudios en la Carlisle Indian Industrial School de Pennsylvania, donde se forjó el equipo de fútbol americano que dominó América a principios del siglo XX, en una época donde todavía no existía una Liga profesional. Bill jugó en el equipo escolar desde 1904 hasta 1907 y de su mano Carlisle derrotó una tras otra a las grandes potencias de aquel tiempo, las universidades de Harvard, Yale, Princeton y Pennsylvania, las llamadas ‘big four’. También brilló en atletismo, basket y béisbol, pero fue el fútbol americano el que le convirtió en una leyenda. Desde 1908 hasta 1911 Bill Gardner ejerció de entrenador y reclutó a Jim Thorpe para la Carlisle Indian School tras verle en acción en Indiana. Un año más tarde, en los Juegos Olímpicos de Estocolmo, Thorpe se convertiría en el atleta más grande de todos los tiempos tras imponerse en decatlón y pentatlón.

Gardner era una fuera de la naturaleza. Un estudio llevado a cabo por la Universidad de Harvard demostró, mediante una serie de tests físicos y mediciones biomédicas, que era una de las personas más fuertes de los Estados Unidos, superando a boxeadores profesionales como Jack Johnson, John Sullivan o Jim Jeffries.

Sirvió como soldado en la I Guerra Mundial, luchando en las trincheras de Francia, y tras el conflicto bélico se trasladó a Texas, se casó y fue padre de un hijo y dos hijas. A finales de los años 20 se enteró que Eliot Ness estaba reclutando un grupo de hombres para enfrentarse al crimen organizado de Chicago: exigía personas duras, buenos tiradores y que no estuvieran casados. Bill cumplía todos los requisitos salvo el último, así que se divorció y pasó a formar parte de los Intocables.

Participó en diversas ‘razzias’ contra el hampa e incluso recibió un disparo a quemarropa que dejó estupefacto a Ness, puesto que Gardner continuó peleando sin ni siquiera pestañear.

Cuando Capone fue encarcelado y la misión de los Intocables quedó completada, la vida de Bill Gardner se desmoronó. Sin rumbo en la vida, fue dando tumbos de un lugar a otro atrapado en una espiral de juego, mujeres y alcohol, una vez levantada la Ley Seca que él juró hacer cumplir. Falleció en 1965, con más de 80 años de edad, en el hospital de veteranos de Prescott. Aunque Brian de Palma lo obvió en su película, su papel en los Intocables sí tuvo tributo en la serie de televisión del mismo nombre protagonizada por Robert Stack desde 1959 hasta 1963. Su personaje en la ficción se llamaba Bill Youngfellow y era un agente de sangre Cherokee.