Explorar Marte desde la oficina


El Mundo

  • Los científicos de la NASA usarán un sistema de realidad virtual basado en imágenes tomadas por el vehículo robótico ‘Curiosity’
  • Les ayudará a entender mejor cómo es la superficie del Planeta Rojo y planificar el trabajo del ‘rover’

No será lo mismo que estar en Marte, pero quizás sea una de las experiencias más parecidas que puedan tener los científicos de la NASA hasta que se lleve a cabo una misión tripulada al Planeta Rojo, un proyecto que probablemente no se hará realidad antes de la década de los 30. Se trata de un sistema de realidad virtual que permitirá a los investigadores que analizan las imágenes recabadas por el vehículo robótico Curiosity hacerse una idea más realista de cómo es Marte e investigar con más detalle las características de su superficie.

El sistema para explorar en tres dimensiones este árido planeta se denomina OnSight y ha sido desarrollado por la empresa Microsoft. La adaptación para su uso en el sector espacial está siendo llevada a cabo en colaboración con ingenieros y científicos de la NASA, que empezarán a probar esta tecnología a lo largo de este año.

«Los científicos se ponen las Microsoft HoloLens [unas gafas de realidad virtual] y lanzan la aplicación OnSight. Se verán rodeados entonces por el paisaje marciano, de modo que el suelo de su oficina parecerá la superficie del Planeta Rojo y la escena parecerá extenderse más allá de las paredes de su despacho. Podrán ver también en la misma escena un modelo del vehículo Curiosity. Los investigadores serán capaces de observar la escena desde cualquier perspectiva que elijan caminando por la oficina o usando las opciones del menú para trasladar esa habitación a cualquier otra localización de Marte», relata a EL MUNDO Jeff Norris, el científico de la NASA que lidera el proyecto OnSight en el Jet Propulsion Laboratory (JPL) de la agencia espacial de EEUU.

Asimismo, explica que el usuario puede indicar al sistema en qué lugar del despacho está su mesa y su ordenador para que el programa lo recuerde y no proyecte imágenes sobre esa zona. Esto le permitirá utilizar también su ordenador mientras lleva las gafas puestas y usa este programa de exploración virtual.

Según detalla Jeff Norris, OnSight usará las imágenes recabadas por Curiosity desde el principio de su misión, es decir, desde que llegó a Marte en agosto de 2012.

El sistema usa la computación holográfica, que combina las imágenes reales tomadas por el vehículo con otras generadas por ordenador, de modo que el resultado es un híbrido entre lo real y lo virtual.

El sistema de realidad virtual ‘OnSight’NASA

Gracias al trabajo de vehículos como Curiosity, Opportunity y el ya jubilado Spirit, los científicos han podido comprobar cómo es Marte e incluso estudiar su superficie y la composición de su atmósfera a través de los análisis que realizan con los instrumentos que llevan a bordo. Sin embargo, hasta ahora, sólo disponían de las imágenes enviadas por los vehículos robóticos, que examinaban desde el ordenador y carecen del sentido de la profundidad que la visión utiliza para comprender las relaciones espaciales.

Con el nuevo sistema, los investigadores de la misión de Curiosity estarán rodeados de las imágenes del Planeta Rojo, simularán que caminan por su superficie y podrán, por ejemplo, observar características de su geología con la misma perspectiva que si estuvieran allí o agacharse para examinar rocas.

«Actualmente estamos probando OnSight con científicos de la misión MSL para evaluar nuestros progresos y determinar qué nos falta por hacer antes de comenzar a usar este sistema como soporte al trabajo de Curiosity. Nuestro plan es comenzar las pruebas operaciones a lo largo del verano», añade Norris.

«OnSight nos dará la capacidad de explorar Marte y caminar por este planeta desde los despachos. Cambia nuestra percepción de Marte y cómo vemos el entorno alrededor del rover», ha declarado Dave Lavery, investigador de la misión Mars Science Laboratory (MSL) de la NASA. «Planeamos usarlo tanto en nuestras misiones actuales en Marte como las que haremos en el futuro. El rover cuyo lanzamiento está previsto en 2020 [Mars 2020] llevará incorporadas cámaras que mejorarán la calidad de las imágenes del paisaje marciano ofrecidas por OnSight», afirma Norris.

Por lo que respecta a la posibilidad de utilizar imágenes grabadas por Opportunity, el otro rover de la NASA que sigue activo en Marte, Jeff Norris señala que «aunque sería posible hacerlo, todavía no hay planes concretos para utilizarlas».

Otra de las ventajas que destaca la NASA es que este programa de realidad virtual permitirá que científicos que se encuentren en distintos lugares puedan encontrarse en este entorno virtual marciano en tres dimensiones, planeando nuevas actividades para el rover.

Recreación del helicóptero robótico que guiará a los vehículos marcianos.JPL


UN HELICÓPTERO PARA GUIAR AL ‘ROVER’

Los vehículos robóticos como ‘Curiosity’ son los ojos y las piernas de los científicos que están en la Tierra, pero pese a que cada vez son más sofisticados, su capacidad de maniobra sigue siendo limitada. Para agilizar su tarea y aprovechar al máximo su capacidad, los ingenieros del JPL de la NASA están desarrollando una especie de helicóptero robótico cuya misión consistirá en guiar a los ‘rovers’. Según detalla la agencia espacial de EEUU, ayudará a los científicos que seleccionarán los lugares más interesantes que debe visitar el ‘rover’ y le indicará la mejor ruta para llegar a ellos. Los investigadores también podrán usar las imágenes que recabe el propio helicóptero para buscar formaciones o lugares de la superficie marciana que deseen que el vehículo investigue con detalle. Con las indicaciones de este pequeño robot, de un kilogramo de peso y 1,1 metros de longitud, un rover podría triplicar la distancia que recorre en un día marciano. De momento han desarrollado un prototipo cuyas prestaciones tendrán que mejor antes antes de mandarlo a Marte.

Un asteroide de medio kilómetro pasará cerca de la Tierra el 26 de enero


ABC.es

  • El sobrevuelo será el más próximo de cualquier roca espacial conocida de ese tamaño hasta 2027 y podrá ser visible con prismáticos
Un asteroide de medio kilómetro pasará cerca de la Tierra el 26 de enero

NASA/JPL-Caltech Diagrama de la órbita del asteroide 2004 BL86

Un asteroide, denominado 2004 BL86, pasará a tres veces la distancia de la Tierra a la Luna el 26 de enero. Por su brillo reflejado, se estima que tiene medio kilómetro de diámetro.

El sobrevuelo de 2004 BL86 será el más cercano de cualquier roca espacial conocida de este tamaño hasta que el asteroide 1999 AN10 pase por el vecindario de la Tierra en 2027. En el momento de su máximo acercamiento, el asteroide se situará a aproximadamente 1,2 millones de kilómetros de la Tierra.

“El lunes 26 de enero se producirá el mayor acercamiento del asteroide 2004 BL86 durante al menos los próximos 200 años”, dijo Don Yeomans, director del Programa de Objetos Cercanos a la Tierra de la NASA, en el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) en Pasadena, California. “Y si bien no representa una amenaza a la Tierra en el futuro previsible, representa el paso relativamente cerca de un asteroide relativamente grande, por lo que nos ofrece una oportunidad única de observar y aprender más.”

Entre las vías de estudio, científicos de la NASA planean obtener más información sobre 2004 BL86 con microondas. A través de la antena de la Red de Espacio Profundo de la NASA en Goldstone, California, y el Observatorio de Arecibo en Puerto Rico intentarán adquirir datos e imágenes de radar generados del asteroide durante los días cercanos a su máximo acercamiento a la Tierra.

“Tendremos imágenes detalladas sobre datos de radar un día después del sobrevuelo”, dijo el astrónomo de radar Lanza Benner, del JPL, el investigador principal de las observaciones de radar del asteroide en Goldstone. “En la actualidad, no sabemos casi nada sobre el asteroide, por lo que habrá sorpresas con seguridad”.

Visible con buenos prismáticos

El asteroide 2004 BL86 fue descubierto el 30 de enero de 2004 por un telescopio del programa Lincoln Near-Earth Asteroid Research (LINEAR), en White Sands, Nuevo México. Se espera que el asteroide será observable para los astrónomos aficionados con pequeños telescopios y binoculares potentes. “Puedo tomar mis prismáticos favoritos y darme una oportunidad a mí mismo”, dijo Yeomans.

“Los asteroides son algo especial. No sólo proporcionaron a la Tierra los ladrillos de la vida y gran parte de su agua; en el futuro se convertirán en valiosos recursos para obtener minerales y otros recursos naturales vitales. También se convertirán en paradas de abastecimiento de combustible a medida que continuamos explorando nuestro sistema solar”, agregó.

La extraña isla «intermitente» de Titán desconcierta a la NASA


ABC.es

  • La formación aparece y desaparece en las distintas observaciones realizadas por la nave Cassini de la agencia espacial
La extraña isla «intermitente» de Titán desconcierta a la NASA

NASA/JPL | La extraña formación geológica en el mar de Titán, vista por la nave Cassini

La nave espacial Cassini de la NASA está siguiendo la evolución de una misteriosa formación geológica en Ligeia Mare, uno de los grandes mares de hidrocarburos de Titán, la mayor de las lunas de Saturno. El lugar tiene una superficie de unos 260 km cuadrados y ha sido observado en dos ocasiones, pero con una apariencia distinta. Ha sido apodado por los astrónomos «isla mágica» porque aparece y desaparece repentinamente.

La extraña formación, que aparece brillante en las imágenes de radar contra el fondo oscuro del mar líquido, fue vista por primera vez en julio 2013 durante un sobrevuelo de la Cassini sobre Titán. Las observaciones anteriores no habían detectado nada semejante en esa parte de Ligeia Mare.

Los científicos se quedaron perplejos al encontrar que la isla se había desvanecido cuando miraron de nuevo, durante varios meses, con el radar de baja resolución y de imágenes de infrarrojo de la Cassini. Esto llevó a algunos miembros del equipo a sugerir que podría haber sido algo transitorio. Pero durante el sobrevuelo de la Cassini el 21 de agosto de 2014, la formación fue visible de nuevo, y su aspecto había cambiado durante los once meses desde que había sido visto por última vez.

No es un defecto

Los científicos del equipo de radar están seguros de que esa formación no es un defecto en sus datos, lo que habría sido una de las explicaciones más simples. Tampoco ven evidencias de que sea el resultado de la evaporación en el mar, ya que la costa general de Ligeia Mare no ha cambiado notablemente.

El equipo cree que la formación podrían ser ondas en la superficie, el aumento de burbujas, sólidos flotantes, sólidos suspendidos justo debajo de la superficie, o tal vez algo más exótico.

Los investigadores sospechan que la aparición de esta formación podría estar relacionada con el cambio de estaciones en Titán, al tiempo que el verano se acerca en el hemisferio norte de la luna.

«La ciencia ama el misterio, y con esta formación enigmática, tenemos un ejemplo emocionante de los cambios en curso en Titán», ha dicho Stephen Wall, líder del equipo adjunto del equipo de radar de la Cassini, con base en el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA en Pasadena, California. «Tenemos la esperanza de que vamos a ser capaces de seguir viendo desplegarse los cambios y hacernos una idea acerca de lo que está pasando en ese mar extraterrestre».

 

Hallan dos agujeros negros entrelazados en un baile cósmico


ABC.es

  • Situados muy lejos de la Tierra, a 3.800 millones de años luz, giran entre sí y pueden estar a punto de fusionarse
Hallan dos agujeros negros entrelazados en un baile cósmico

NASA/JPL
Dos agujeros negros, en su «tango» gravitacional

Un grupo de astrónomos ha descubierto lo que parecen ser dos agujeros negros supermasivos en el centro de una galaxia remota, a 3.800 millones de años luz de la Tierra, que giran entre sí como si fueran compañeros de baile. Este avistamiento astronómico «increíblemente extraño», en palabras del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA, fue realizado con la ayuda del telescopio espacial WISE. Posteriores observaciones de seguimiento con el radiotelescopio ATCA, en Australia, y el Gemini Sur, revelaron que el chorro de uno de los agujeros ha cambiado de forma y se bambolea, probablemente empujado por el peso del chorro del segundo.

«Creemos que el chorro de un agujero negro ha sido desplazado por el otro, como si de una danza con cintas se tratara», señala Chao-Wei Tsai, del JPL. «Si es así, es probable que los dos agujeros negros estén bastante cerca y se encuentren entrelazados gravitacionalmente», añade.

En un primer momento, los científicos pensaron que la extraña estructura se trataba de nuevas estrellas formándose a un ritmo frenético, pero que tras inspeccionarlo con más detalle, se dieron cuenta de que el fenómeno «se parece más a una fusión de agujeros negros gigantes», indica Peter Eisenhardt, director del proyecto WISE en el JPL.

Los astrónomos creen que casi todas las grandes galaxias albergan al menos un agujero negro supermasivo con una masa equivalente a miles de millones de soles. El misterio es cómo consiguen engordar tanto. Una vía es devorando materiales existentes a su alrededor. Otra, el canibalismo galáctico. Cuando las galaxias colisionan, estos agujeros negros masivos sucumben en el centro de la nueva estructura, enredándose en una especie de «tango» gravitacional. En ocasiones, se convierten en un único agujero negro incluso más masivo.

Primero, una «lenta»

El «baile» de estos dos agujeros negros comienza lentamente, con los objetos dando vueltas entre sí a una distancia de unos pocos miles de años luz. Pocos agujeros negros han sido identificados en esta temprana fase de fusión. Como continúan dando vueltas uno alrededor del otro, se acercan, separados únicamente por unos pocos años luz.

En la etapa final en la fusión de los agujeros negros, estos envían ondas gravitacionales a través del espacio y el tiempo. Los investigadores buscan activamente estas ondas utilizando estrellas muertas llamadas púlsares con la esperanza de comprender mejor el funcionamiento de los agujeros negros danzantes.

Una nave se aproxima, por fin, a Vesta


ABC

 JPL  La nave Dawn, propulsada por poderosos motores de iones, se acerca ya a Vesta


JPL
La nave Dawn, propulsada por poderosos motores de iones, se acerca ya a Vesta

Ya está muy cerca. A 1,21 millones de kilómetros. Para hacernos una idea, tres veces la distancia entre la Tierra y la Luna. Parece mucho, pero está lo suficiente cerca como para que las cámaras de la nave comiencen por primera vez a funcionar y la NASA pueda ultimar los detalles del gran encuentro. La sonda espacial Dawn, un prodigio de la tecnología que ostenta el récord de velocidad espacial -nada menos que 15.480 km/h- ha comenzado su fase de aproximación oficial alasteroide Vesta, uno de los cuerpos mayores del cinturón de rocas del Sistema Solar, de un tamaño tan considerable que ha sido clasificado como un protoplaneta. La cita final entre el artilugio humano y el misterioso y pequeño mundo será el 16 de julio.

La misión Dawn, que significa «amanecer», abandonó la Tierra el 27 de septiembre de 2007, con la intención de recorrer 5.000 millones de kilómetros y llegar hasta Vesta y Ceres, planeta enano que no alcanzará hasta febrero de 2015. Antes, el próximo julio, se encontrará con Vesta. La aproximación a este cuerpo masivo durará tres meses. Durante esta la fase, la actividad principal de la nave será propulsada por un motor especial de iones hipereficiente. Los propulsores de iones de 12 pulgadas de ancho proporcionan menos empuje que los convencionales motores, pero pueden funcionar durante largos años y ofrecen una gran capacidad para cambiar la velocidad.

«Como Colón en el Nuevo Mundo»

«Nos sentimos un poco como Colón acercándose a la orilla del Nuevo Mundo», dice Christopher Russell, investigador principal de Dawn, con base en la Universidad de California en Los Angeles (UCLA), en un comunicado de la NASA. «El equipo de Dawn no puede esperar para empezar a trazar el mapa de esta Tierra Incógnita».

Hasta ahora, Dawn ha navegado midiendo la señal de radio entre la nave y la Tierra, y utilizado otros métodos que no implicaban a Vesta. Pero a medida que la nave se acerca a su objetivo, la navegación requiere mediciones más precisas. Mediante el análisis de la situación del asteroide respecto a las estrellas,los navegadores podrán precisar su ubicación y los ingenieros afinarán la trayectoria de la nave. Gracias a su motor de iones, la nave conseguirá orbitar suavemente alrededor de Vesta. Cuando llegue a los 16.000 kilómetros de distancia, la gravedad del asteroide la capturará en su órbita.

«Después de más de tres años y medio de viaje interplanetario, finalmente nos acercamos a nuestro primer destino», señala Marc Rayman, ingeniero jefe de Dawn, en el Jet Propulsion Laboratory (JPL) en Pasadena, California. «No estamos allí todavía, pero Dawn pronto nos descubrirá un mundo que ha sido que ha sido, durante la mayor parte de los dos siglos que los científicos lo ha estudiado, poco más que un puntito de luz».

Lunas alrededor de Vesta

Los científicos buscarán en las imágenes de la cámara de la nave posibles lunas alrededor de Vesta, algo de lo que todavía no hay ningún vestigio. Un instrumento detector de neutrones y rayos gamma también reunirá información sobre los rayos cósmicos durante la fase de aproximación. Cuando la alcance, Dawn estará en órbita alrededor de Vesta durante un año. Después, se dirigirá hacia Ceres.

Estos dos iconos del cinturón de asteroides ayudarán a los científicos aconocer más sobre los orígenes de nuestro Sistema Solar. La misión medirá la composición, topografía y textura de sus superficies.

La sonda Cassini detecta ciclones de gran magnitud en los polos del planeta Saturno


EFE – El Mundo

EN UNA ZONA DE COMPLETA OSCURIDAD

actu081015sat.jpgWASHINGTON.- La sonda Cassini, un proyecto conjunto de la Agencia estadounidense del Espacio y la Aeronáutica () y la Agencia Espacial Europea (ESA), ha detectado gigantescos ciclones en los polos de Saturno, reveló hoy el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL).

Un comunicado del organismo científico de la agencia espacial estadounidense indicó que esas “monstruosas” tormentas tienen las mismas características de los huracanes o tifones en la Tierra.

Añadió que las nuevas imágenes transmitidas por la sonda revelan un gigantesco ciclón en el polo norte parecido al captado en el polo sur.

La tormenta del polo norte fue detectada mediante luz infrarroja debido a que esa región está bajo una total oscuridad invernal, invisible para las cámaras de luz visible.

Según JPL, el movimiento de rotación de esa tormenta es de unos 530 kilómetros por hora, una velocidad más de dos veces superior a la de los huracanes que azotan la región norte del continente americano o de los tifones en Asia.

¿Tifones sin oceános?

La existencia de esos tifones ha planteado un enorme interrogante a los científicos de JPL debido a que, en la Tierra, los huracanes y los tifones extraen su energía de las aguas oceánicas cálidas.

Sin embargo, en Saturno no existen esos mares que pudieran impulsar su desplazamiento polar y pese a eso, se trata de fenómenos asombrosamente similares, añadió.

Son ciclones muy gigantescos, centenares de veces más poderosos que huracanes enormes en la Tierra“, señaló Kevin Baines, cientifico de Cassini en JPL.

Los expertos del laboratorio especulan que la energía que impulsa a los ciclones de Saturno podría tener su origen en enormes tormentas eléctricas que ocurren en nubes probablemente compuestas de hidrosulfuro de amonio.

El ‘Hubble’ ha dado 100.000 órbitas terrestres en 18 años


EFE – El Mundo

DESDE SU PUESTA EN ÓRBITA

SPACE HUBBLE TELESCOPE

This photo, released by NASA and the European Space Agency to commemorate the Hubble Space Telescope completing its 100,000th orbit around the Earth in its 18th year of exploration and discovery, scientists have aimed Hubble to take a snapshot of a dazzling region of celestial birth and renewal. Hubble peered into a small portion of the nebula near the star cluster NGC 2074, top, on Sunday,Aug.10, 2008. The region is a firestorm of raw stellar creation, perhaps triggered by a nearby supernova explosion. It lies about 170 000 light-years away near the Tarantula nebula, one of the most active star-forming regions in our local group of galaxies. In this representative color image, red shows emission from sulphur atoms, green from glowing hydrogen, and blue from glowing oxygen.(AP Photo/NASA-ESA)

WASHINGTON.- La NASA ha difundido la imagen de una región galáctica a 170.000 años luz para celebrar las 100.000 órbitas terrestres del observatorio espacial ‘Hubble’, lanzado hace 18 años.

Se trata de la nebulosa de la Tarántula, situada cerca del conjunto de estrellas identificado como NGC 2074. “La región es una tormenta de creación de estrellas, tal vez impulsadas por la explosión de una supernova en las cercanías”, según ha dicho el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL).

Esa región se encuentra en la Gran Nube Magallánica, que el JPL califica como “un satélite de nuestra Vía Láctea” y “un fascinante laboratorio para la observación de regiones de formación de estrellas y su evolución”.

Una de las imágenes muestra “dramáticas hondonadas y valles” de polvo cósmico así como filamentos que relucen bajo una tormenta de radiación ultravioleta. Según el comunicado, la región se encuentra en los extremos de una oscura nube molecular que es una incubadora para el nacimiento de nuevas estrellas.

“Esta mañana, el mayor instrumento científico desde el telescopio de Galileo ha llegado a otro hito histórico: su órbita 100.000 en torno a la Tierra”, anunció la senadora Barbara Mikulski, presidente del Subcomité de Asignaciones de Comercio, Justicia y Ciencia, que concede los fondos de operaciones de la NASA.

El ‘Hubble’, que fue puesto en órbita el 25 de abril de 1990, realizó su órbita número 100.000 en momentos en que se intensifican los preparativos para una misión que hará reparaciones y mejorará su capacidad en octubre próximo.

Esa tarea, que estará a cargo del Atlantis en la misión STS-125 de los transbordadores, dejará al primer observatorio astronómico en el espacio listo para otros cinco años o más de investigaciones, anunció la NASA.

Pese a los fallos de sus giroscopios y en las lentes de sus telescopios, el Hubble ha resuelto viejos misterios de la astronomía con imágenes que han asombrado e inspirado al mundo, según la NASA. “Hemos visto un objeto que emitió sus luces hace unos 13.000 millones de años y cómo la edad del Universo es de unos 13.700 millones de años, eso sería su infancia, su sala de cunas”, manifiesta Dave Leckrone, uno de los científicos encargados de las operaciones del observatorio en la NASA.

El telescopio espacial debe su nombre al astrónomo estadounidense Edwin P. Hubble, autor de la teoría de la expansión del universo, fallecido en 1953.