Descubren cientos de galaxias ocultas detrás de la Vía Láctea


ABC.es

  • El hallazgo puede ayudar a explicar una misteriosa anomalía gravitatoria llamada «El Gran Atractor»

 

108137_web--620x349

Recreación artística de las galaxias que se encuentran detrás de la Vía Láctea. – ICRAR

Cientos de galaxias que permanecían ocultas al otro lado de nuestra Vía Láctea han sido observadas por primera vez por un equipo internacional de astrónomos. Los investigadores creen que el hallazgo puede ayudar a explicar la misteriosa anomalía gravitatoria conocida como «El Gran Atractor», una oscura región de espacio hacia la que inevitablemente se dirigen cientos de miles de galaxias del Universo cercano, entre ellas la nuestra. El trabajo se acaba de publicar en la revista Astronomical Journal.

A pesar de que las nuevas galaxias se encuentran “solo” a 250 millones de años luz de distancia (muy cerca en términos astronómicos) habían permanecido ocultas hasta ahora por la propia Vía Láctea. Desde el punto de vista de la Tierra, en efecto, la zona central de nuestra galaxia se levanta como un muro de estrellas y polvo que nos impide ver lo que hay al otro lado.

Sin embargo, y utilizando las nuevas capacidades del instrumento CSIRO del radiotelescopio Parkes, equipado con un nuevo tipo de receptor, los astrónomos han conseguido mirar a través de ese “muro” y echar un buen vistazo a una amplia región de espacio que hasta ahora había permanecido inexplorada.

El descubrimiento puede ayudar a explicar lo que sucede en la zona del espacio llamada “Gran Atractor”, que parece estar “arrastrando” hacia sí a la Vía Láctea, junto a cientos de miles de otras galaxias, con una fuerza gravitatoria equivalente a la de billones de soles.

El autor principal de la investigación, Listen Staveley-Smith, de la Universidad de Western Australia, afirma que su equipo ha logrado ver, al otro lado de la Vía Láctea, 883 galaxias, de las que por lo menos un tercio eran totalmente desconocidas.

En palabras del investigador, “la Vía Láctea es muy bella, por supuesto, y resulta muy interesante de estudiar, pero bloquea completamente la vista de otras galaxias que están detrás de ella”.

Staveley-Smith explica que los astrónomos llevan intentando observar la misteriosa región del Gran Atractor desde que, en las décadas de los 70 y 80 del pasado siglo, se descubrió por primera vez que la trayectoria de cientos de miles de galaxias se desviaba, y mucho, de la dirección que deberían seguir si solo actuaran las leyes de la expansión universal. Tenía que haber “algo” tremendamente grande y lo suficientemente masivo como para atraer a tantas galaxias al mismo tiempo. ¿Pero qué?”Actualmente -explica el científico- no comprendemos qué es lo que está provocando la aceleración gravitatoria de la Vía Láctea, ni tampoco de dónde procede. Sabemos que en esa región desconocida hay unos cuantos grandes grupos de galaxias, cúmulos y super cúmulos, y que toda la Vía Láctea se está moviendo hacia allí a más de dos millones de km. por hora”.

Los investigadores han logrado identificar varias estructuras nuevas y hasta ahora desconocidas que pueden ayudar a explicar este extraño movimiento de la Vía Láctea y de tantas otras galaxias a la vez. Entre esas estructuras, tres grandes concentraciones galácticas (llamadas NW1, NW2 y NW3), y dos nuevos cúmulos, bautizados como CW1 y CW2.

Recreación artística que muestra las ondas de radio que viajan desde las nuevas galaxias, pasan a través de la Vía Láctea y llegan al radiotelescopio Parkes en la Tierra (no a escala)- ICRAR

Recreación artística que muestra las ondas de radio que viajan desde las nuevas galaxias, pasan a través de la Vía Láctea y llegan al radiotelescopio Parkes en la Tierra (no a escala)- ICRAR

Otro de los autores del trabajo, el astrónomo Renée Kraan-Korteweg, de la Universidad de Ciudad del Cabo, explica por su parte que desde hace décadas se está intentando elaborar un mapa de distribución de galaxias al otro lado de la Vía Láctea. “Hemos utilizado toda una serie de técnicas, pero solo las observaciones por radio han tenido éxito a la hora de permitirnos ver a través del grueso muro de polvo y estrellas de nuestra propia galaxia. Una galaxia media contiene unos cien mil millones de estrellas, por lo que encontrar cientos de nuevas galaxias ocultas detrás de la Vía Láctea aporta una gran cantidad de masa de la que no sabíamos nada hasta ahora”.

Una gran cantidad de masa, pero aún no la suficiente como para aclarar el misterio de «El Gran Atractor» y de la de la fuerza descomunal que arrastra a cientos de miles de galaxias hacia una zona concreta del espacio como si fueran briznas de hierba en medio de la corriente de un río. Para eso, se necesitará mucha más investigación y nuevas tecnologías que nos permitan ver con más claridad lo que sucede “al otro lado” de nuestra propia galaxia.

 

La NASA, a punto de desvelar un importante hallazgo en Marte


ABC.es

  • Este jueves se ha convocado una rueda de prensa ante medios de todo el mundo. Se presentarán resultados de la misión MAVEN, cuyo propósito es analizar la atmósfera marciana y entender cómo el planeta rojo pasó de ser un lugar cubierto por oceános a un desierto helado
 La agencia espacial tiene como objetivo primordial enviar una misión tripulada en el año 2030 - NASA

La agencia espacial tiene como objetivo primordial enviar una misión tripulada en el año 2030 – NASA

Es cierto que la Agencia Espacial Estadounidense (NASA) es una experta en generar expectación y darle un cierto toque épico a sus descubrimientos. Pero también es cierto que pocas cosas dentro de la investigación científica levantan tantas pasiones como la conquista del espacio y la exploración de nuevos mundos. En juego está responder a preguntas universales o poder colonizar en el futuro nuevos planetas en el Sistema Solar o más allá.

Este jueves, la NASA ha convocado una rueda de prensa que será seguida a lo largo y ancho del globo para publicar «un nuevo hallazgo en el destino de la atmósfera de Marte». Después de anunciar, el pasado 28 de septiembre, el descubrimiento de agua líquida en salmueras de Marte, las expectativas son muy altas.

Lo único que se sabe hasta el momento es que a las ocho de la tarde del jueves, hora española, Michael Meyer, el director del Programa de la Misión de Exploración a Marte, estará acompañado por un equipo de cuatro científicos que han participado en MAVEN («Mars Atmosphere and Volatile Evolution»). Esta misión tiene como cometido principal estudiar tanto la atmósfera superior de Marte como su ionosfera, una capa cargada eléctricamente que resulta de la interacción de los gases allí presentes con el viento solar.

Aunque aún no ha trascendido el contenido de la rueda de prensa, el cometido de la misión MAVEN, que tan ampliamente representada estará ante los medios, puede dar algunas pistas: su objetivo principal es reconstruir el pasado de la atmósfera de Marte y entender cómo este planeta, que hace unos 4.000 millones de años estaba cubierto por masas de agua en superficie, se convirtió después en un desierto congelado e inhóspito.

Habitabilidad marciana

Las implicaciones de este conocimiento van más allá de la curiosidad de entender cómo era el clima marciano. Por una parte, cuanto más se sepa sobre el clima actual y sus posibles ciclos hidrológicos, más se podrá saber acerca de la «habitabilidad» marciana. Esto permitirá deducir si el planeta rojo puede o no albergar vida en forma de microbios (los seres vivos más complejos necesitarían unas condiciones mucho más exigentes). En segundo lugar, averiguar más acerca del clima de Marte podría servir para entender cómo un planeta hasta cierto punto similar a la Tierra puede quedar desnudo de su atmósfera y perder el agua que le recubre.

En los cuarenta años de exploración de Marte se han averiguado muchas cosas sober el clima. Ya fuera a través de sondas o rovers de exploración (actualmente la «Curiosity» porta una estación meterológica de procedencia española que se encarga de monitorizar el clima marciano), se ha averiguado que la atmósfera de Marte es 100 veces más delgada que la terrestre. Además, esta capa tan fina está compuesta en un 95 por ciento de dióxido de carbono, con un 2,7 por ciento de nitrógeno y un 0,13 por ciento de oxígeno, junto con trazas de otros gases. Desde luego la mezcla no resulta muy acogedora.

El difícil clima de Marte

También se sabe que en el pasado Marte tenía actividad tectónica, que no solo levantó enormes volcanes y formaciones montañosas, sino que permitía que existiera un ciclo del carbono entre rocas carbonatadas y la atmósfera. Todo aquello es hoy un recuerdo.

Hoy en día, el agua que queda se acumula en forma de hielo en los polos y en el subsuelo, en el permafrost. Por si fuera poco, las temperaturas fluctúan de forma drástica, y pueden ir de los 20ºC del ecuador en los polos a los 153 bajo cero en los polos. Todo esto en parte porque no hay una atmósfera que atrape la humedad y permita generar un efecto invernadero suficiente.

Una atmósfera «muerta»

Como parece claro que la atmósfera actual es un cadáver, algunos estudios sugirieron parte de los gases podrían haber quedado atrapados en las rocas marcianas, pero de momento los números no cuadran.

Por suerte, gracias a un sensor de iones montado en el MAVEN, parece haber otra posibilidad para explicar el pasado de la atmósfera de Marte. Este instrumento ha permitido medir el flujo de partículas de alta energía procedentes de los vientos solares. Algunos creeen que viajan a tal velocidad, que el flujo resultante quizás podría haber empujado la atmósfera hacia el vacío del espacio. El jueves podría confirmarse este hecho o hacerse un anuncio aún más sorprendente. Sea como sea el viaje hacia lo desconocido continúa.

 

Hallazgos descubiertos en España en los últimos años


web

Un yacimiento arqueológico (del francés gisement; también denominado asentamiento, zona o sitio arqueológico) es una concentración de restos arqueológicos (materiales, estructuras y restos medioambientales). En él podemos encontrar una concentración de restos de actividad humana y está constituido por la presencia de artefactos, elementos estructurales, suelos de ocupación y otra serie de anomalías. Estos restos se pueden encontrar mediante una mera prospección de superficie o, si el asentamiento ha sido enterrado, con una prospección de subsuelo.

momia

Desde 2007 en este blog nos hacemos eco de hallazgos arqueológicos descubiertos por todos el mundo. En los próximos días vamos a ir publicando los hallazgos por zonas geográficas.

Empezamos hoy con todas las noticias que hemos publicado desde 2007 de hallazgos en España, espero que os guste.

View Hallazgos en España in a full screen map

Clasificaciones de yacimientos

Los yacimientos arqueológicos se clasifican atendiendo a ciertos criterios:

  • Cronológico: según las grandes etapas culturales con fases y periodos: paleolítico, neolítico, mesolítico… También en relación a las culturas: Sumeria, Acad, Egipto, Grecia, etc…
  • Funcional: Se distinguen los de hábitat y las necrópolis. En los de hábitat se realizan las actividades comunitarias como comer y relacionarse. Al principio apenas dejan huellas (huesos, útiles, ceniza), pero con la evolución se hace más complejo (tiendas con ramas). Con la urbanización el nivel de complejidad es enorme y se diversifica: urbano, rural, concentrado y diverso. Las necrópolis: rendían culto a los difuntos, al principio son simples fosas que se hacen más complejas; hay enterramientos de incineración o inhumación, colectivos o individuales.
  • Tipológico: según su situación topográfica: al aire libre, en cueva, valle…
  • Duración: temporal, estacional, fijo o no.

Tipos de actuaciones en yacimientos

La normativa española (Reglamento de Actividades Arqueológicas), establece seis tipos de actividades en yacimientos arqueológicos, que necesitan autorización

Excavación arqueológica

Puede ser tanto terrestre como subacuática, entendida como la remoción de tierra y el análisis de estructuras realizados con metodología científica, destinada a descubrir e investigar toda clase de restos históricos o paleontológicos, así como los componentes geomorfológicos relacionados con ellos.

Prospección arqueológica

Es la explotación superficial y sistemática realizada con metodología científica, tanto terrestre como subacuática, dirigida al estudio, investigación o detección de vestigios arqueológicos o paleontológicos.

Historia

Se empieza a practicar en los años 30 del s. XX como utilidad para conocer el patrimonio nacional. Es menos lenta y costosa y nos permite recoger mucha información con poco esfuerzo y dinero. En España se comienza entre 1930-1940 para conocer el patrimonio de cada provincia. Blas Taracena hace la primera carta arqueológica en Soria, más tarde se harán en Barcelona, Valladolid…

En Europa ocurre algo parecido, como investigación se desarrolla en los 60 ya de forma sistemática. Se recorrían territorios de forma organizada estudiando los mapas y realizando encuestas. A partir de los 80 se perfeccionan los métodos y no se prospecta libremente, a parte de ser planificada.

Intervenciones en arte rupestre

Incluye la reproducción y estudio directo de arte rupestre, entendidos como el conjunto de trabajos de campo orientados a la investigación, documentación gráfica o, excepcionalmente, cualquier tipo de manipulación o contacto con el soporte de los motivos figurados.

Encuentran una momia con 1.000 años de antigüedad escondida en una estatua de Buda


ABC.es

  • El hallazgo data de los siglos XI y XII y apareció tras realizar varias pruebas en un museo de Holanda
Encuentran una momia con 1.000 años de antigüedad escondida en una estatua de Buda

Meander Medisch Centrum La momia, durante las pruebas realizadas en el centro holandés

 El que se encuentren cuerpos momificados fechados hace cientos de años suele ser una noticia relativamente habitual. No obstante, el hallazgo realizado por el «Meander Medisch Centrum» (ubicado en Holanda) ha logrado que este fenómeno se convierta en algo extremadamente raro. ¿La razón? Los expertos de este centro han encontrado una momia china con más de 1.000 años de antigüedad escondida en una estatua de Buda que se exhibía en el museo de Drenthe.

Tal y como afirma el «Meander Medisch Centrum» en su página web, el curioso hallazgo fue realizado a finales de diciembre del año pasado (hace aproximadamente dos meses) mientras los expertos realizaban a la susodicha estatua una tomografía computarizada –un proceso que consiste, según el «Instituto Nacional del Cáncer», en analizar mediante rayos X una superficie-. Tras las pruebas, los científicos se percataron del extraño habitante que había dentro de la escultura.

La momia, según expertos como los radiólogos Raynald Vermeijden y Ben Heggelman, se corresponde con un maestro budista que pertenecía a una escuela de meditación china y vivió durante los siglos XI y XII. Actualmente, y según el centro de investigaciones, este descubrimiento es magnífico, pues es la única momia de estas características que está disponible en esta parte del mundo para ser investigada.

Actualmente, los restos están siendo investigados pormenorizadamente por Vermeijden, quien –bajo la supervisión del Museo Nacional del país- afirma estar utilizando la última tecnología para examinar sus cavidades torácica y abdominal. En este sentido, el experto ya ha podido confirmar que, en el lugar donde se hallaban los órganos, hay pequeños papeles escritos con caracteres chinos clásicos.

Un análisis de ADN confirma el hallazgo del esqueleto de Ricardo III


El Mundo

Lo venimos comentando en los ultimos meses y parece que al final parece que se confirma.

Retrato de Ricardo III, y su cráneo hallado en Leicester.

Retrato de Ricardo III, y su cráneo hallado en Leicester. NATURE COMMUNICATIONS

 

La figura de Ricardo III está envuelta en un halo de misterio al que no le falta ningún ingrediente dramático. Incluso el hallazgo de sus restos mortales hace cerca de dos años, en un aparcamiento de Leicester (norte de Inglaterra), bien podría ser el argumento de una novela de Dan Brown. Pero no se ha quedado ahí la leyenda. El equipo científico que encontró y realizó el primer análisis de los supuestos huesos del monarca acaba de aportar pruebas “abrumadoras”, con “un 99,99% de certeza”, de que aquel esqueleto excavado en 2012 perteneció al último rey de la Casa de York.

Ricardo III es uno de los más conocidos y controvertidos reyes de Inglaterra. Su ascenso al trono en 1483 tras la muerte de su hermano Eduardo IV ha sido visto por los historiadores como, cuanto menos, polémico. La pelea abierta entre el hermano del rey fallecido y la familia de la reina consorte, Elisabeth, así como la turbia y aún desconocida historia que envuelve a la desaparición de sus sobrinos, Eduardo y Ricardo, han encumbrado a Ricardo III -en buena parte debido a la interpretación de los hechos que hizo Shakespeare en su conocida obra teatral– como uno de los grandes villanos de la Historia y de los escenarios.

La ciencia confirma la autenticidad de los restos de Ricardo III NACHO ARBALEJO

Su muerte, tan sólo dos años después en la Batalla de Bosworth, supuso el final de la dinastía Plantagenet, posteriormente conocida como Casa de York, tras 300 años de reinado y el comienzo del periodo de reinado de los Tudor, con Enrique VII como primer monarca tras ganar la Guerra de las Dos Rosas. Ricardo III fue el último rey inglés en morir en batalla y uno de los pocos cuya localización exacta de su tumba no ha llegado hasta nuestros días. El misterio que envuelve a Ricardo III aún continúa en la actualidad.

Para tratar de aportar luz sobre uno de los personajes más oscuros de la historia británica, los investigadores que han trabajado con los restos del supuesto monarca los han analizado desde un ángulo multidisciplinar y han cruzado todos los datos genéticos, genealógicos, arqueológicos y de datación a su alcance.

“Nuestro trabajo de identificación de los restos del Esqueleto 1 encontrados en el convento de Greyfriars en Leicester y es la primera vez que se ponen en común todos los cabos sueltos para llegar a una conclusión sobre la identidad de esos huesos“, explicó Turi King, investigadora del Departamento de Genética de la Universidad de Leicester y la científico principal de la investigación publicada hoy en la revista Nature Communications.

Las conclusiones a las que llegó el equipo liderado por King parecen indicar, tal y como aseguran los propios investigadores, que se acaba de resolver el caso forense más antiguo hasta la fecha. Para confirmar que los restos encontrados pertenecieron a Ricardo III compararon las muestras de ADN extraídas de los restos con otras obtenidas de descendientes vivos del monarca. En concreto, se centraron en secuencias del genoma que se heredan de forma exclusiva del padre o de la madre, como el ADN mitocondrial heredado siempre de la madre y el cromosoma Y, sólo presente en varones y heredado por tanto sólo por vía paterna.

“Hay fragmentos de ADN que se heredan de una forma muy sencilla y permanecen prácticamente inmutables a lo largo del tiempo. Son el ADN mitocondrial y el cromosoma Y”, explicó King el lunes en una teleconferencia con periodistas. “Ricardo III no tuvo descendencia, así que para seguir el rastro paterno tuvimos que ir hacia atrás en el tiempo y después bajar por el árbol genealógico de nuevo hasta la actualidad“, añadió Kevin Schürer, del Centro de Historia Local de Universidad de Leicester y coautor del trabajo.

La comparación de secuencias genéticas deja una sensación agridulce a los especialistas que, aunque ha sido interpretada como un éxito por los autores, no termina de zanjar el misterio de Ricardo III. Mientras el ADN mitocondrial heredado de su madre encaja a la perfección con las muestras obtenidas de los parientes vivos de la Casa de York, en concreto de Michael Ibsen y de Wendy Duldig, el cromosoma Y no ofreció los mismos resultados. Los marcadores genéticos de este cromosoma sexual no encaja con las secuencias heredadas por sus descendientes. Pero los autores, rápidamente, se apresuran a explicar los resultados. “La ruptura de la genealogía en el cromosoma Y no nos sorprende demasiado dada la incidencia de no paternidad y la cantidad de generaciones que se han sucedido en más de cinco siglos”, explicó Schürer.

Sin embargo, otros expertos difieren en su análisis de los resultados. “Cuando se pueden localizar, se utilizan familiares para validar una muestra histórica (igual que en genética forense) pero nunca he visto que se empleara como argumento cuando los resultados no encajan. Es decir, si encajan es una buena proxy de autenticidad, pero si no, entonces es normal porque en las generaciones que han pasado seguro que ha habido alguna falsa paternidad“, explica Carles Lalueza-Fox, investigador del Instituto de Biología Evolutiva de Barcelona y experto en genomas antiguos.

“Yo lo veo improbable, dado que la legitimidad de la descendencia era un factor clave entre la nobleza. A pesar de esta discrepancia obvia, los autores todavía son capaces de organizar un cálculo estadístico ‘ad-hoc’ para proclamar que la identificación tiene un 99,999% de probabilidades de ser positiva. Con todo esto no digo que no sea Ricardo III, sólo que creo que esto no va a terminar totalmente el debate sobre estos restos”, opina Lalueza-Fox.

Descubren pirámide circular de más 2.000 años de antigüedad en la Amazonia de Bolivia


web

  • Un grupo de arqueólogos bolivianos ha descubierto una gran pirámide circular en la Amazonia de Bolivia, que data de más de 2.000 años de antigüedad.

Según informa la Agencia Boliviana de Información, los restos del monumento, con un diámetro en la base de aproximadamente 180 metros y una altura de casi 14 metros, fue hallada en el departamento de Santa Cruz.

“No es una pirámide hecha de piedra. Es una pequeña colina que fue rebajada y trabajada con muros de contención para tener la forma escalonada de una pirámide circular. Este tipo de sistemas constructivos se pueden ver en Centroamérica y en Perú“, explicó el arqueólogo Danilo Drakit, coordinador del equipo investigador.

Hipotéticamente la estructura pudo haber sido construida por las culturas amazónicas hace 2.000 o 2.500 años, un parámetro que se ha aplicado a construcciones similares descubiertas en Perú y México, según Drakit.

Además, el investigador indicó que la pirámide circular consta de tres niveles y podría estar visible en gran parte a finales del 2015, cuando finalicen los trabajos de excavación.

Descubren un sorprendente laberinto subterráneo de tumbas


web

México, D.F.- Una nueva exploración realizada en la tumba de Anfípolis, en el norte de Grecia, sugiere la existencia de una sorprendente red de tumbas y corredores subterráneos que están interconectados y se asemejan a un laberinto.

La investigación, que consistió en hacer un escáner geofísico de la zona donde se localiza el túmulo de Kasta —como también es conocido—, es dirigida por arqueólogos de la Universidad Nacional de Salónica, que se mostraron sorprendidos por la increíble magnitud del hallazgo, informa el portal Ancient Origins.

Según Gregory Tsokas, profesor de geofísica en dicha universidad y director de la exploración, los resultados obtenidos por los escáneres utilizados en los recientes trabajos pueden verse alterados por distintos factores, entre los que destacan la densidad de los estratos y rocas que componen el montículo y el ruido natural de la zona, los cuales pueden generar una imagen distorsionada del interior de la tumba.

No obstante, en caso de que se confirme la información preliminar arrojada por las primeras imágenes, se sugiere que la zona puede albergar una necrópolis con cientos de tumbas conectadas entre sí, refutando la creencia de que la tumba de Anfípolis era simplemente individual.

Se espera que los resultados completos se hagan públicos en las próximas dos semanas, luego de que la información sea analizada por especialistas en laboratorios.

La tumba de Anfípolis fue descubierta en 2012 y es el mayor monumento funerario que hasta el momento se haya descubierto en Grecia. Por su magnitud, se ha especulado sobre la posibilidad de que sea la tumba que alberga los restos de Alejandro Magno.

Arqueólogos alemanes descubren un nuevo dios


web

México, D.F.- Los arqueólogos alemanes desenterraron en un antiguo santuario de la ciudad de Doliche, en el sudeste de Turquía, un relieve romano único que representa a un dios desconocido relacionada con el culto de Júpiter Doliqueno, informa el sitio de la Universidad de Münster. Fuente: RT

Según el estudio, el relieve está esculpido en una estela de basalto de un metro y medio de altura que fue utilizada como contrafuerte de la pared del santuario. En él está representado un dios de la fertilidad o de la vegetación, según dijo el arqueólogo que encabeza la excavación, el profesor Engelbert Winter.

“La imagen está muy bien conservada. Proporciona valiosa información sobre las creencias de los romanos y sobre la persistencia de las antiguas tradiciones de Oriente Próximo. Sin embargo, es necesaria una amplia investigación para poder identificar con precisión a la deidad”, afirmó profesor Michael Blömer.

“La estela de basalto muestra a una deidad que emerge de un cáliz de hojas. Su largo tallo se eleva desde un cono adornado con símbolos astrales. De cada uno de los extremos del cono salen un cuerno largo y un árbol, que la deidad agarra con la mano derecha. Los elementos pictóricos sugieren que es un dios de la fertilidad”, añadió Blömer.

Los expertos indican que el relieve contiene sorprendentes detalles iconográficos, como la composición de la barba o la postura de los brazos, que permiten pensar que la imagen fue esculpida a principios del siglo I antes de Cristo.

Júpiter Doliqueno fue un dios romano creado a partir de la sincretización del Júpiter romano, “el rey de los dioses”, y el culto a Baal en la antigua ciudad grecorromana de Doliche, situada a pocos kilómetros al norte de la moderna ciudad turca de Gaziantep.

Reconstruyen una persecución de dinosaurios de hace 110 millones de años


ABC.es

  • El modelo digital, realizado a partir de viejos mapas y fotos, reproduce cómo un terópodo carnívoro intentaba dar caza a un saurópodo en la actual Texas
Reconstruyen una persecución de dinosaurios de hace 110 millones de años

Falkingham PL, Bates KT, Farlow JO Reconstrucción en 3D de las huellas de los dinosaurios a partir de fotos y mapas de Roland Bird

Un equipo de científicos ha reconstruido digitalmente la escena de una persecución de dos dinosaurios ocurrida hace 110 millones de años a través de las fotografías de las huellas de un terópodo y un saurópodo excavadas hace 70 años en el río Paluxy, en Texas (EE.UU.), uno de los conjuntos paleontológicos más famosos del mundo.

El paleontólogo estadounidense Roland Bird excavó originalmente las huellas de dinosaurios extensas y bien conservadas en 1940, pero después de la excavación, los paleontólogos eliminaron las pistas de su ubicación original, al dividirlas en bloques y transportarlas a varios lugares alrededor del mundo. Antes de su eliminación, Bird documentó el sitio original con fotos y mapas, pero desde entonces se ha perdido parte de las huellas.

Para reconstruir digitalmente el sitio como estaba antes de la excavación, los científicos del Royal Veterinary College en Londres, escanearon 17 fotos, desarrollaron un modelo y compararon el modelo con los mapas dibujados por Bird. Según explican en la revista PLoS ONE, a pesar de la variación entre las fotos y los mapas dibujados a mano, fueron capaces de reconstruir y ver toda la secuencia de 45 m de largo en 3D por primera vez desde la excavación.

Al acecho de la presa

Las huellas pertenece a dos dinosaurios. Un gran saurópodo herbívoro y un terópodo carnívoro, el grupo de depredadores al que pertenecía el Tiranosaurio rex. Las huellas, algunas superpuestas, muestran cómo el terópodo iba detrás de su presa.

Reconstruyen una persecución de dinosaurios de hace 110 millones de años

Las huellas de los dos dinosaurios PLOS ONE



El modelo digital en 3D ayudó a los autores a corroborar los mapas dibujados por Bird cuando las huellas fueron descritas por primera vez. Los científicos esperan que este estudio ayude a otros a recrear digitalmente especímenes paleontológicos, geológicos o arqueológicos que se han perdido o deteriorado con el tiempo, pero para los que existe documentación fotográfica antigua.

«En los últimos años, la tecnología ha avanzado hasta un punto en el que los modelos 3D de alta precisión ya se pueden producir fácilmente a muy bajo coste solo a partir de fotos digitales, y esto ha revolucionado muchos campos diferentes. Que podamos aplicar esa tecnología a los especímenes, o incluso a sitios enteros que ya no existen pero que se registraron fotográficamente es muy emocionante», explica Peter Falkingham, autor del estudio.

Descubren nuevas especies en las profundidades del mar de Tasmania


EFE – ADN

La expedición, formada por científicos australianos y estadounidenses, también ha permitido detectar que algunos de los corales de la zona están muriendo

Un equipo de científicos de Australia y Estados Unidos han anunciado el pasado fin de semana el descubrimiento de nuevas especies marinas, como anémonas, coral rojo o un espécimen de ascidia carnívora, en las profundidades inexploradas del océano y al sur de la isla australiana de Tasmania.

Durante un viaje científico de cuatro semanas, financiado con dos millones de dólares (aproximadamente 1,51 millones de euros), los expertos también han hallado nuevas evidencias del impacto causado por los gases de dióxido de carbono en los corales del lecho marino de esa zona, a una profundidad de entre dos y cuatro kilómetros.

“Hemos buscado vida a una profundidad mayor que en cualquiera de las expediciones realizadas previamente en aguas australianas” explicó en rueda de prensa, Ron Thresher, miembro del equipo y experto de la Organización para la Investigación Industrial y Científica de la Mancomunidad de Australia (CSIRO).

Con un submarino teledirigido

Con la ayuda de Jason, un submarino dirigido mediante control remoto y propiedad de la Institución Oceanográfica Woods Holes de Estados Unidos, los científicos encontraron a más de 1,4 kilómetros de profundidad, en la que denomina Zona de Fractura de Tasmania, grandes extensiones de corales cuya formación se remonta a más de 10.000 años.

“Nuestras muestras sirven para documentar la fauna australiana en las mayores profundidades examinadas hasta ahora, incluida una extraña ascidia carnívora, arañas de mar, esponjas gigantes, y también comunidades dominadas por percebes y millones de anémonas con lunares de color violeta”, explicó Thresher.

La ascidia es un animal marino que está a medio camino entre los vertebrados y los invertebrados, que tiene hendiduras branquiales y con un cuerpo protegido por una túnica gelatinosa. Thresher explicó que ese nuevo espécimen de ascidia que reposa sobre el lecho marino a 4.000 metros de profundidad, mide unos 50 centímetros y atrapa a su presa cuando nada y la roza.

Corales en peligro

“Los resultados de la expedición son increíblemente excitantes, nos han dado a conocer más de lo que hasta ahora sabíamos sobre las profundidades marinas”, destacó la bióloga Ghislaine Llwellyn, directora del programa del departamento oceánico del Fondo Mundial para la Naturaleza de Australia.

El empleo del submarino de una dimensión similar a la de un pequeño automóvil, permitió al equipo de científicos recoger en un total de 14 inmersiones, cada una de 48 horas de duración, diversas muestras de raros especímenes, así como fotografiar y filmar áreas del lecho marino situadas a más de seis kilómetros de profundidad.

Los investigadores del CSIRO y del Instituto de Tecnología de California, indicaron que algunos de los corales que descubrieron en las profundidades están muriendo, por lo que recabaron datos para estudiar la amenaza que plantean el cambio climático y el creciente nivel de acidez detectado en el océano para la supervivencia de las barreras de corales. No obstante, Thresher apuntó que será necesario realizar más análisis antes de confirmar que la acidez de la aguas es la causa de ese fenómeno que afecta a los corales.