La estrella más fría que se conoce


El Pais

Es una enana marrón que forma parte de un sistema doble y que tiene una temperatura superficial de solo 100 grados centígrados

Unos astrónomos han encontrado la estrella más fría conoce, con la temperatura de una taza de te recién hecho, dicen ellos mismos. Son unos cien grados, que puede parecer mucho, pero no es casi nada en comparación, por ejemplo, con los aproximadamente 5.500 grados centígrados del Sol. En realidad no es una estrella de pleno derecho, reconocen los científicos, porque se trata de una enana marrón, un astro fallido que no ha juntado suficiente materia para que la presión en su interior para mantener de forma continuada las reacciones de fusión del hidrógeno por las que brillan las estrellas normales. Y no es un cuerpo solitario, sino que forma parte de un sistema doble de enanas marrones denominado CFBDSIR 1458+10, ambas muy frías, pero una de ellas (CFBDSIR 1458+10B) bate el record.

“A tan bajas temperaturas esperamos que las propiedades de esta enana marrón sean diferentes de las de otras conocidas hasta ahora y que se parezcan mucho más a los exoplanetas gigantes; incluso podría tener nubes en su atmósfera”, comenta Michael Liu, científico de la Universidad de Hawai y líder de la investigación, publicada en la revista Astrophysical journal, según informa el Observatorio Europeo Austral (ESO). También la pareja CFBDSIR 1458+10ª, es muy fría, pero no tanto.

Dos de los mayores telescopios del mundo (uno del conjunto VLT del ESO, en Chile, y elKeck II, en Hawai), así como un tercero de menor tamaño del espejo (el Franco-Canadiense, también de Hawai) han permitido a los astrónomos descubrir el sistema binario, medir a qué distancia está y medir su temperatura (con un espectrógrafo avanzado del VLT, informa el ESO). CFBDSIR 1458+10 está a unos 75 años luz de la Tierra y a las dos enanas marrones la separa una distancia de aproximadamente tres veces la distancia de la Tierra al Sol (150.000 millones de kilómetros).

Los astrónomos calculan que este par de enanas marrones están en órbita una de otra con un período de unos 30 años, pero señalan que necesitan hacer más observaciones para investigar las propiedades del sistema, incluso para determinar la masa de ambos cuerpos, pero tardarán un tiempo.

La búsqueda de objetos fríos en el cielo es uno de los temas candentes en astronomía, comentan los expertos del ESO. Recientemente, el telescopio espacial Spitzer, de la NASA, ha permitido identificar dos astros muy tenues que también podrían aspirar al record de frío en enanas marrones, pero en este caso la temperatura no se ha medido aún con precisión.

Hallados rastros de los norteamericanos más antiguos


El Pais

Unas herramientas prehistóricas halladas en Texas muestran que hubo una cultura en el continente hace más de 15.000 años

¿Quienes fueron los primeros pobladores de América? Durante décadas, a la vista de los restos arqueológicos que se han ido encontrando, los especialistas han considerado que debieron ser los clovis, pueblos cazadores de hace unos 13.000 años. Llegarían a ese continente desde el extremo nororiental de Asia hasta Alaska, cruzando por la lengua de tierra en lo que ahora es el estrecho de Bering, y se extendieron hacia el sur del nuevo territorio. Hacían artefactos con características particulares que los identifican. Pero ahora se han descubierto en Texas (EEUU) miles de piezas, incluidas herramientas para cortar y rascar, de algún grupo humano anterior a los clovis. Esas piezas tienen unos 15.000 años y demuestran que alguien había llegado antes a América. El hallazgo se da a conocer en la revista Science.

Los artefactos del yacimiento tejano, denominado Debra L Friedkin, están hechas de pedernal y son pequeñas, lo que sugiere a los investigadores que serían herramientas ligeras preparadas para llevárselas de un lado a otro cómodamente, una especie de equipo de campaña. El yacimiento está cerca de un arroyo que tiene agua todo el año y de un lugar donde hay abundante pedernal, por lo que sería un buen sitio elegido por algún grupo de humanos prehistóricos para fabricarse las herramientas que necesitasen.

La inmensa mayoría de las 15.528 piezas de piedra recuperadas y estudiadas son lascas, lo que queda al fabricar herramientas golpeando la piedra en los puntos necesarios para ir sacando un filo cortante. Pero también hay una docena de bifaces y algunos cortadores, en total medio centenar de artefactos acabados. Servirían para trabajar el hueso, la madera o el marfil y para cortar o procesar pieles.

“En Debra L Friedkin hemos encontrado evidencias de una ocupación humana temprana, 2.500 años anterior a los clovis, lo que convierte el yacimiento en el más antiguo lugar arqueológico creíble de Texas y de América del Norte, y es importante en el debate acerca del tiempo de la colonización de América y de los orígenes de los clovis”, comenta Michael R.Water (Universidad A&M de Texas), líder del equipo autor del descubrimiento, que lleva trabajando en ese yacimiento desde 2006.

Las nuevas piezas, datadas entre 13.200 y 15.500 años, han aparecido en un nivel del yacimiento inferior al conocido por restos de los clovis, y los especialistas, al estudiar unos y otros, afirman que los segundos desarrollaron las técnicas de los primeros confiriéndoles características propias a sus herramientas y armas. Esta evolución cultural solucionaría uno de los problemas de la tesis que ha venido defendiendo a los clovis como pioneros americanos, ya que no se han encontrado esas características tecnológicas específicas en Asia nororiental, lo que dificultaba asociar la cultura al desplazamiento humano por ese territorio. A la vista del nuevo hallazgo, esas herramientas clovis serían una evolución de las que ya se fabricaban en América.

Los investigadores recuerdan en Science que ya se habían encontrado algunos vestigios preclovis en varios lugares, pero que eran demasiado escasos para poder establecer conclusiones.

Hachas de mano de hace un millón de años en India

En un yacimiento del sur de la India que se ha venido explorando intermitentemente desde 1863, se han encontrado ahora unas herramientas de piedra del estilo tecnológico achelense de hace, al menos, un millón de años. Son 70 hachas de mano y otros 3.500 artefactos de cuarcita de ese tipo achelense que se originó en África hace un millón y medio de años y que se difundió por Eurasia. El descubrimiento, presentado en la revista Scienceayuda a comprender los patrones migratorios de los humanos remotos por Asia meridional e Indonesia. El yacimiento se llama Attirampakkam, está en Tamil Nadu y fue descubierto por el geólogo británico Bruce Foote.

Lluvia primaveral de metano en Titán


El Pais

Primeras observaciones que confirman el especial ciclo hidrológico de la luna de Saturno

La nave Cassini, en órbita de Saturno, ha conseguido detectar los primeros indicios de lluvia de metano, en las dunas del ecuador de Titán, el mayor satélite del planeta. En esta luna se conocen lagos de metano en altas latitudes, mientras que la zona ecuatorial es en su mayor parte árida, con grandes extensiones de dunas surcadas por lo que parecen ser ríos secos. La observación de cambios súbitos en el brillo de la superficie en esta zona tras una acumulación de nubes ha llevado a los científicos, de varias instituciones de EEUU e Italia, a concluir que la explicación más plausible de estos cambios es la lluvia caída desde una gran tormenta de metano. Esto significa que los supuestos ríos secos no lo son de forma permanente, sino que llevarían caudal estacional, ya que la lluvia se ha observado durante la primavera en Titán, que en esta zona es de carácter tropical.

Desde 2004, en que empezaron, a 2010 las observaciones de Cassini abarcaron menos de un cuarto del año de Titán (29,5 años terrestres), por lo que es la primera vez que se realizan durante la primavera. Además, los patrones meteorológicos en Titán son muy diferentes de los de la Tierra, en parte debido a que su rotación es muy lenta (su día es equivalente a 15 días y 22 horas terrestres).

“La lluvia es difícil de observar desde el espacio, y no existen medidores ni radares meteorológicos en la superficie de Titán”, explica Tetsuya Tokano, que comenta el descubrimiento, publicado en la revista Science. “Sin embargo, las precipitaciones pueden cambiar el aspecto de la superficie en formas que pueden ser observadas desde la nave Cassini“. La lluvia detectada, si se confirma en los próximos años que provoca caudal en los cauces secos, cierra el ciclo hidrológico de Titán, en el que ya se conocían lagos, nubes y hasta llovizna de metano.

Guía de los monumentos geológicos españoles


El Pais

Un libro recoge 142 lugares que constituyen la aportación al patrimonio mundial. El 8 de mayo es el Geolodía

Los yacimientos de mercurio de Almadén (Ciudad Real), los insectos atrapados en ámbar o los afloramientos del límite geológico que marca la gran extinción de los dinosaurios, en varios lugares, son algunos de los monumentos geológicos españoles que recoge Proyecto Geosites, una guía de la geodiversidad publicada por el Instituto Geológico y Minero de España (IGME).

El objetivo del libro es mostrar el rico patrimonio geológico español de relevancia internacional: su origen, su significado y, sobre todo, qué lo hace especial y único. Los lugares de interés descritos fueron identificados y seleccionados en el seno del proyecto internacional Global Geositesde la Unión Internacional de las Ciencias Geológicas (IUGS), con el patrocinio de la Unesco.

España ha aportado ya al patrimonio geológico mundial 142 lugares de interés geológico (LIG) de relevancia internacional en el marco de 20 contextos geológicos diferentes. Los trabajos de inventario y valoración, en los que participaron más de 70 investigadores de numerosas universidades y centros de investigación se hicieron a lo largo de más de 10 años.

La guía está escrita en un tono divulgativo, cuida especialmente el aspecto visual y cuenta con 250 fotografías. Además, señalan sus autores, se han realizado 119 ilustraciones para esta publicación, que ayudan a comprender el texto, que se complementa con una serie de anexos que incluyen un completo glosario, bibliografía y varias tablas y listados complementarios.

Los autores son Luis Carcavilla, investigador del IGME, y Jaime Palacio, geólogo consultor con amplia experiencia en trabajos relacionados con el estudio del patrimonio geológico. Anteriormente se había hecho una publicación técnica, Contextos Geológicos Españoles, disponible también en el Servicio de Publicaciones del IGME, que mostraba los resultados del proyecto.

El 8 de mayo es el Geolodía

El domingo 8 de Mayo es el Geolodía de este año, la fecha en que miles de personas podrán participar en excursiones guiadas por geólogos. Habrá una excursión por provincia, gratuita y abierta a todo el mundo. Los datos pueden consultarse en la Sociedad Geológica de España, que convoca el Geolodía, el cual cuenta con la colaboración de la Asociación Española para la Enseñanza de las Ciencias de la Tierra (AEPECT) y el IGME y está patrocinada por entidades nacionales y locales.

El nuevo rostro de la momia más antigua del mundo


El Mundo

  • El museo de Valencia presenta la exposición ‘Ötzi. El hombre del hielo’
  • Se muestra el aspecto actualizado de una momia con cerca de 5.000 años

1301322913_0.jpg

El Museu de Prehistòria de València muestra, por primera vez en España, el rostro actualizado de la momia más antigua del mundo, en la exposición ‘Ötzi. El hombre del hielo’, organizada por el Museo Arqueológico del Tirol del Sur (Bolzano, Italia). La muestra permanecerá en Valencia hasta el próximo 24 de julio, según han informado este lunes fuentes de la Diputación en un comunicado.

El director del Museo Arqueológico del Tirol del Sur, Othmar Parteli, ha presentado esta exposición, patrocinada por Caja Mediterráneo (CAM), junto al diputado de Cultura de la Diputación de Valencia, Salvador Enguix; la directora del Museu de Prehistòria, Helena Bonet, y el director de Obra Social de CAM, Vicente Botella.

Bonet ha calificado a Ötzi, que vivió hace más de 5.000 años, de “héroe”, puesto que los estudios realizados fechan su edad en 45 años. “Es toda una heroicidad sobrevivir hasta los 45 años a inicios de la Edad de los Metales, en un periodo y un paisaje hostil”, ha indicado.

Se sabe su edad, su aspecto (medía no más de 1,60 metros de altura), lugar de origen y su grupo o pueblo cultural, sus armas (arco y hacha), su alimentación, lesiones, modo de vestirse y modos de supervivencia, incluso cómo murió: alcanzado por una flecha a traición por la espalda”, ha explicado la directora del museo.

El nuevo rostro de Ötzi ha sido reconstruido por los hermanos Alfonso y Adrie Kennis, artistas holandeses especializados en historia natural y paleontología, que también han dado forma a los homínidos de la Sierra de Atapuerca. El Museu de Prehistòria de Valencia es el primer museo de España que exhibe el nuevo rostro, presentado este mismo mes en Bolzano con motivo del 20 aniversario del hallazgo fortuito de la momia.

La muestra retrotrae al visitante a la Edad de Cobre y revela secretos de la vida humana en esta época a través de una réplica de la momia de Ötzi, conservada de forma natural en un glaciar del Valle de Ötz durante más de 5.000 años, hasta su descubrimiento, en 1991, de manera casual, por un matrimonio de excursionistas alemanes. Desde 1998 se conserva en una cámara frigorífica a -6º y con una humedad del 98%, donde puede ser visto con todo su equipamiento.

Con esta iniciativa, concebida como muestra itinerante, el Museo Arqueológico del Tirol del Sur ofrece por primera vez una aproximación al tema del hombre del hielo. La exposición presenta numerosas reproducciones de objetos e indumentaria que fueron hallados junto a la momia, así como nuevas interpretaciones derivadas del descubrimiento de una punta de flecha en su hombro izquierdo.

El objetivo de esta exposición es aportar luz y conocer mejor el modo de vida de Ötzi, evitando las fabulaciones románticas que a menudo se hacen sobre tiempos pasados.

La vida del hombre de hielo

En un espacio de 350 metros cuadrados, esta exposición permite a los visitantes familiarizarse con diversos aspectos de la vida del hombre del hielo. El montaje consiste en un conjunto de módulos interactivos con proyecciones de video, efectos sonoros, hologramas, imágenes lenticulares, muestras de material, fotografías, animaciones 3D y puntos interactivos.

Los materiales originales no están presentes en la muestra a causa de su fragilidad, por lo que han de estar conservados en condiciones especiales en el Museo Arqueológico del Tirol del Sur. No obstante, mediante una webcam, los visitantes podrán ver la imagen de Ötzi en tiempo real desde el Museo de Bolzano. Además, esta exposición itinerante tiene en cuenta todos los conocimientos científicos más recientes sobre el tema.

La distribución de la muestra permite dos modalidades de visita: los visitantes que dispongan de poco tiempo pueden acceder a una información básica dando un vistazo rápido, mientras que aquellos que quieran ver la exposición más detenidamente podrán hacer una aproximación más detallada.

También se ha recreado a escala real la escena del descubrimiento de la momia por parte del señor y la señora Simon, de Nuremberg (Alemania), el 19 de septiembre de 1991 en el glaciar del Passo di Tisa mediante un enorme cubo de hielo de plexiglás que ayuda a visualizar y entender la situación en la que se realizó el descubrimiento. Las grietas en la imaginaria superficie del hielo, hecha con zinc, revelan interesantes detalles sobre los objetos que acompañan al cuerpo de Ötzi.

El estado actual de las investigaciones queda reflejado en los puntos multimedia con la documentación más reciente, incluida la recreación facial de Ötzi presentada en marzo de 2011.

Finalmente, para suscitar la curiosidad de los visitantes, hay un holograma con la posible reconstrucción de Ötzi y con imágenes lenticulares que comparan el equipo de un alpinista actual con el de este hombre que vivió hace más de 5.000 años.

La ‘Línea del tiempo’, colocada justo al inicio de la exposición, permite situar cronológicamente al hombre del hielo. El tiempo en el que vivió Ötzi se puede contemplar en relación a otros períodos históricos bien conocidos como el de las pirámides de Egipto, Stonehenge o el de la construcción del Coliseo romano.